martes, mayo 05, 2009

COSAS DEL FUTBOL....

Los lectores que por alguna extraña, inquietante, obscura e incomprensible razón, han seguido mi blog, sabrán que el equipo de Futbol de todos mis amores son y serán los TIBURONES ROJOS DEL VERACRUZ (aunque hayan descendido), pero, mi segunda piel es Auriazul, y solamente porque estudie en la U.A.N.L. y me obligaban a pagar el dichoso “bono deportivo” cada vez que me inscribía al siguiente semestre, y no es que me este justificando , pero al no haber juegos de mi equipo, tengo que entregarle mi corazón, depositar mis inocentes esperanzas, saciar mis ansias de gol en alguno, como dije una vez, el Fútbol me encanta.
Pero vamos a desmenuzar paso a paso el porqué una persona completamente normal, trabajadora, buen esposo o novio, ama de casa abnegada, marido abusado física y psicológicamente, profesionista exitoso. Se trasforma completamente cuando viste la casaca de su equipo y pisa los terrenos del estadio.

A).- ¿Qué es el Fútbol?

El Fútbol es una religión, tiene sus propios mandamientos y sus propios Dioses. Sus Estadios son verdaderos templos donde las almas compungidas acuden para encontrar alivio a sus pesares. Es un escaparate de leyendas, donde los simples mortales van, y pagando un boleto, pueden ver a sus Dioses realizar milagros, todo esto obviando que no necesitan estar muertos para visitar el cielo.

B).- ¿Qué es ser un fanático?

Un fanático de futbol es una persona entregada, completamente apasionada por los logros o fracasos de su equipo, que bien puede reprimir todas sus emociones durante la semana y al final las vuelca en los 90 minutos que dura un partido, es capaz de defender y justificar a ultranza los errores cometidos por su equipo, es una persona noble que confía sus emociones a los botines de 11 jugadores y vive cada minuto del partido como si su vida dependiera de ello.
Llora, Grita, maldice y sonríe, no existen clases sociales (bueno si, porque existen precios diferentes de los boletos), pero dejando a un lado todo lo económico, se podría decir que lo mismo sufre un rico que un pobre cuando faltan 15 minutos para que se acabe el juego, y su equipo va perdiendo por diferencia de un gol, y todas las almas se unen como si fuera una sola, todos, ricos y pobres se unen en una sola oración, rezándole a un mismo Dios.

C).- ¿Que es capaz de hacer un fanático?

Estos son algunos ejemplos:

Un fanático (honrado) de futbol es capaz de cometer actos de verdadera locura con tal de obtener el dinero necesario para comprar un boleto para ir a ver a su equipo:

Comprar cerveza Gallo (30 pesos el six) en vez de Tecates (58 pesos el six). Ç

Comer una torta “Ahoga perros”, en lugar de comerse una Carl`s Jr.

Caminar varios kilómetros con tal de ahorrarse un camión.

Hacer hasta dos, si DOS días de fila para conseguir un boleto.

Desvelarse viendo las “Noches de Futbol” con Chavana, para conseguir un boleto.

Quedarse con el vuelto de los mandados.

Fumar Delicados en lugar de Marlboro.

Hacer lo que su esposa mande con tal de que le dé chanza de ir al estadio el sábado.

Perder hasta una hora de tiempo en su trabajo marcando a Telediario para que le regalen un boleto.

Incluso puede dejar de fumar y tomar entre semana, o en 15 días, para ahorrarse el dinero y así hacerse de un boleto.

Comprar medicamento “similar”.

Comprarles Dvd`s Piratas a sus hijos o bajar las películas por internet.

ETC….


D).- Minuto a minuto antes del partido.

Sábado, 4:30 A.M.: Por la pinche emoción ya se despertó y le vale madre que entre a trabajar a hasta las 7 de la mañana, ya se puso la camisa de su equipo (o durmió con la camisa puesta, no se baño, porque como quiera va a sudar en el estadio), pone el Cd (pirata) del himno de su equipo, lo canta con mucho sentimiento y se le escapa una lagrimilla, se persigna, y le promete a Diosito que si su equipo gana, no se va a madrear a su vieja en la noche cuando llegue bien pedote si su equipo pierde(tampoco entendí, pero aparentemente existe una lógica en esto).

Sábado, 7:00 A.M.: Por la pinche emoción, ya mero se le olvida checar la tarjeta, (lo que si olvido por la pinche emoción fue su lonche), se pone en chinga a trabajar, rehúsa a ponerse la Yompa de seguridad y quitarse la camisa de su equipo, su supervisor, como también le va al mismo equipo, se hace de la vista gorda y le recuerda que no se ha “mochado” con los 100 varos de la “quiniela”.

Sábado, 10:30 A.M.: Como es Sábado, la cosa esta muy calmada, así que le baja dos tacos a cada compadre (olvido su lonche), y mientras almuerzan, se ponen a platicar de cómo va el equipo de la fabrica (ha, porque tienen un equipo de futbol 7 en la fabrica), después de almorzar, se avientan una cascarita y apuestan las chelas en el estadio (porque son más de 25 peludos los que van a ir con él al juego).

Sábado, 1:38 P.M.: El pitido que les anuncio la salida, acaba de sonar hace 8 minutos, y ya todos—por obra del Espíritu Santo, y es raro, porque entre semana se tardan más de 25 minutos en cambiarse y largarse--, están formados y bien emperifolladlos (sin bañarse) haciendo fila en el cajero electrónico que está afuera de la fabrica para cobrar su sueldo.

Sábado, 2:00 P.M.: Faltando 3 horas con 45 minutos para que empiece el partido, ya están en una cantina como a 5 cuadras del estadio, tomándose unas cuantas caguamas (en el estadio la chela de ½ vale 35 y en la cantina cada caguama vale 25, la ½ contiene 325 Ml. Y la caguama 930 Ml., y con los mismos 6º GL, así que ustedes comparen).

Sábado, 5:00 P.M.: Ya con boleto en mano, y con una peda a medias, están haciendo fila los 28 peludos (sin bañarse y apestando a madres), pasan unas edecanes regalando sonrisas y dejándose abrazar para la foto, la chifladera no se hace esperar, pero claro, ya con 4 caguamas en la panza, se pierde cualquier rastro de pudor que pudo haber existido.

Sábado, 5:58 P.M.: Salen los equipos por sus respectivo túnel, con sus uniformes relucientes y espectaculares, los cohetones calan en los oídos, los canticos ensordecen los aplausos, y la emoción invade todas y cada unas de las cientos de millones de células de los casi 45 mil aficionados que ahí se dieron cita.

Domingo, 2:30 A.M.: Nuestro buen hombre llega a su hogar cabizbajo, sumamente alcoholizado, con la casaca de el equipo de sus amores al hombro, está muy triste, pero con la esperanza de que su equipo va a ganar la otra semana, caray! y tampoco entiende porque si su equipo tienen buenísimos jugadores, no salieron a romperse la madre , a morirse en la raya en la cancha, no entiende nada de directivas, ni de presidentes “marionetas”, el solo quiere ver a su equipo levantar la copa de un campeonato, no sabe cuánto ganan sus Héroes, ni que carros manejan, ni cuánto dinero se lleva el Club de su equipo por cada juego, el solo quieren que ganen.

Domingo, 2:40 A.M.: Su esposa lo escucha llegar, le pide la “raya”, él le dice que ya se gasto más de la mitad en el juego, él le exige de comer(olvido su lonche por la pinche emoción) , su esposa le grita y le reclama, en el último cuarto se escucha el llanto de sus tres hijos, el ve un cuchillo sobre la mesa , y si le preguntaran lo que ocurrió después, ya no se acordaría de nada hasta el día siguiente.

Domingo, 3:25 A.M.: Solo escucha la ambulancia alejarse , siente el frio del metal y escucha el característico sonido del “Clic” de unas esposas cerrándose en sus muñecas. No sabe lo que paso, pero lo que si sabe, es que a las 4:30 de la mañana del Sábado estaba muy feliz.

¡Cosas del Futbol!, yo por eso ni voy al estadio, ni soy obrero, ni soy fanatico, pero eso si: ¡¡ME ENCANTA EL FUTBOL!!

Jajajajajajaja, el mismísimo, y siempre lúgubre, Àngello.

5 comentarios:

paztor dijo...

Jajaja, no mamar, como es que todo esto se fue transformando en algo tan tétrico?... lo más triste es que esta es una histria de la vida real.

La flaca dijo...

a ver si se avienta la de un fantatico rayado, jajajajajaja....

Cristy Fuantos dijo...

siii porque termino tan mal????/ hasta miedo me dio jajajajaja


saluditos amiguito

Patisha dijo...

que onda Angello aqui de nuevo dejando saluditos jaja con eso de la influenza jaja no trabajamos,
saludos..

Gerrard Van Wacarroquer dijo...

Yo solía ser fanático pero ya que me di cuenta de lo estúpido que resulta ser en algunas cosas paso a segundo plano y solo disfruto los partidos que valen la pena, aún así a veces la sangre llama y con todo asistí a la final del azul contra toluca y realmente lo disfruté.